AISLAMIENTOS TÉRMICOS Y ACÚSTICOS

AISL1

Ahorra energía.

Una de las características fundamentales que distingue a los edificios modernos de aquellos que se construyeron en la antigüedad es la mejora de las condiciones de salubridad y confort dentro de los mismos. Esto se debe, en buena medida, a que el desarrollo de la tecnología de la construcción ha facilitado materiales y técnicas de aislamiento que permiten mejorar la calidad constructiva de los edificios. Así, el aislamiento térmico ahorra energía, reduce las emisiones contaminantes debido a este ahorro y aporta confort al usuario. De ahí que su correcto dimensionado e instalación resulte fundamental para que sea efectivo y sus propiedades se mantengan durante toda la vida útil del edificio. Dependiendo de la naturaleza del material aislante, su instalación puede ser realizada por personal especializado en aislamiento térmico o por personal de la propia empresa constructora, en general no especialista en aislamiento. En ambos casos, dicha instalación debe hacerse siguiendo las recomendaciones de los fabricantes y las normas que rigen su adecuada puesta en obra.

Proporciona más privacidad

Quizás la mayor ventaja del aislamiento acústico es el factor de privacidad. Ya sea porque dentro de la casa viven muchas personas o si solo se quiere bloquear el ruido proveniente de una calle concurrida, el aislamiento acústico es necesario. Es perfecto si queremos tener estancias completamente insonorizadas del exterior. También si queremos que el sonido no salga, como una habitación transformada en cine o un estudio de grabación.

Si la casa se encuentra en una zona concurrida, como una ubicación céntrica en la ciudad, puede ser muy perjudicial para la calidad del sueño de los habitantes de la casa. El uso de aislamiento acústico para reducir este ruido ayuda a solucionar el problema de inmediato. Una vez que se haya instalado, los residentes notarán que están experimentando un mejor sueño durante más horas, lo que es ideal para la comodidad y mejorar la calidad de vida.

Otro punto conveniente a tener en cuenta es el hecho de que puede elegir las habitaciones en las que se desea instalar el aislamiento acústico. Por ejemplo, podemos instalarlo en un dormitorio situado en la parte delantera, frente a una calle concurrida. De esta forma, evitaremos que el sonido del exterior entre y mejoraremos el descanso.

Nuestras marcas más representativas